Los hermanos gemelos Kaczynski aglutinan el poder en Polonia: presidente de la República y primer ministroMe cuentan mis amigos polacos que las aguas bajan turbias por el viejo Vístula. La transición polaca no acaba de encontrar la senda adecuada. La responsabilidad del ‘cambio’ había recaído en el PíS, el partido conservador Ley y Justicia que controlan los gemelos Kaczynski. Pero lejos de aglutinar apoyos, lo que han aglutinado es poder, se han alejado del centro derecha y de las instituciones europeas y están llevando a Polonia a un aislacionismo que preocupa en Polonia y en toda la UE.
La caída de Aleksander Kwasniewski en las últimas elecciones presidenciales situó la transición polaca en uno de sus puntos culminantes. El socialdemócrata Kwasniewski representaba a las mil maravillas a ese aparataje de tecnócratas supervivientes del antiguo régimen comunista reconvertidos a los nuevos tiempos, pero que arrastaban dos losas muy pesadas, la ideológica y la de la corrupción.
Así pues, al contrario que en España, la culminación de la transición polaca pasaba por la llegada al poder de un presidente y un partido de centro derecha, como así fue con Lech Kaczynski y Ley y Justicia.
¿Problemas?, incialmente se planteó como un problema que dos hermanos gemelos controlaran la presidencia de la República y la presidencia del Partido que formó Gobierno, algo inédito en el mundo. Así las cosas, se llegó a un pacto para que Lech Kaczynski evitara la tentación de nombrar a su hermano gemelo Jaroslaw como primer ministro de Polonia. Ese pacto ha durado apenas unos meses y hoy los pequeños y terribles gemelos polacos concentran todo el poder en Polonia.
Esta situación preocupante, coincide en el tiempo con las fuertes alianzas que los Kaczynski están estableciendo con la extrema derecha polaca, representada por un elemento tan poco recomendable como Lepper, líder del Samoobrona (Autodefensa polaca). Un coctel difícil de digerir que está descolocando a muchos jóvenes polacos que habían apostado por una transición moderada, con tintes euroescépticos que no antieuropeos, dirigida por los liberales de la Plataforma Cívica y por Ley y Justicia, pero en donde nadie pensaba que cobraría un protagonismo principal la extrema derecha.

EUROGACETA en la blog zone de Periodistadigital