Madrid 2016, recuerdos de adolescencia

Aquella adolescencia madrileña fue divertida… en junio, cuando acababa la temporada de baloncesto y las clases, pasábamos muchos días en Canillejas, en la zona de Marqués de Suances, eran principios de los 80, nosotros éramos adolescentes y Madrid también era adolescente, con un alcalde profesor de Universidad que aunque mayor en años, eran joven en espíritu. Eran los años de la ‘movida’, y cada principio de verano iniciábamos el ritual de intentar colarnos en la fiesta que organizaba el diario El País, justo allí, en Canillejas, justo al lado de donde podría estar el anillo olímpico de MADRID 2016. Continue reading →

Previsiones olímpicas de Lissavetzky en la UMH

El secretario de Estado del Deporte, Jaime Lissavetzky

El secretario de Estado del Deporte, Jaime Lissavetzky visitó el aula 3 del edificio Atzavares, donde tuvo un encuentro universitario con alumnos de Periodismo y Ciencias del Deporte. A esta actividad que fue organizada por el área de Periodismo de la Facultad de Ciencias Sociales y Jurídicas de Elche, se sumó el rector de la UMH, Jesús Rodríguez, la vicerrectora María Teresa Pérez, el alcalde de Elche, Alejandro Soler, así como el decano José Antonio Trigueros, y los vicedecanos Eduardo Cervelló y Santiago Fernández Ardanaz, además del gerente de la Fundación del Deporte Ilicitana, el señor Espinosa, y el presidente del Consejo Social de la Universidad Miguel Hernández, Emilio Cano. Previamente a esta actividad académica que fue seguida por cerca de 300 estudiantes, Lissavetzky tuvo un desayuno en el eficio de La Galia con empresarios ilicitanos y autoridades académicas. La visita del secretario de Estado se enmarcaba dentro del compromiso adquirido en su día, cuando no pudo clausurar las III JORNADAS DE PERIODISMO UMH por coincidirle con su toma de posesión en Madrid.

Puedes seguir las ideas principales de Lissavetzky en la UMH aquí:

Sobre Pekín, antorchas, boicots y otras gaitas…

Primera página del diario francés Liberation¿Denuncia por el incumplimiento sistemático de los derechos civiles en China?, siempre y enérgica, con el fin de avanzar hacia otro modelo social. ¿Boicot de la ceremonia de apertura?, matizable, según quién y por qué. ¿Boicot de los Juegos Olímpicos?… NUNCA. Se están mezclando churras con merinas estos días a tenor del debate abierto sobre los Juegos Olímpicos de Pekín que darán comienzo el próximo 8 de agosto. Se está cayendo en el reduccionismo y sobre todo se están vertiendo ingentes dosis de hipocresia en relación a este asunto. Efectivamente, China es un estado donde los derechos humanos más básicos no se cumplen, y eso era exactamente igual hace siete años cuando el COI aprobó la candidatura de Pekín, y entonces nadie dijo nada. Estados Unidos y la Unión Europea vieron con buenos ojos la elección de Pekín porque el negocio con la potencia emergente se reforzaba con los JJ OO.

Estados Unidos y la Unión Europea llevan muchos años ‘mercadeando’ con China, un país complejísimo porque aglutina una organización política basada en un sistema comunista decadente y anacrónico, con un capitalismo salvaje que no tiene límites. Eso es China, todo el mundo lo sabe. ¿Qué capacidad moral tiene Estados Unidos para boicotear el acto de apertura del 8 de agosto de 2008? En Estados Unidos, como en China, persiste la pena de muerte, en Estados Unidos, como en China, se incumple el derecho internacional y tenemos el deleznable ejemplo de Guantánamo. ¿Qué capacidad moral tiene la Unión Europea para boicotear estos JJ OO, si Bruselas tiene en China un mercado espectacular, abierto de par en par, al que nunca se le ha puesto un pero por el hecho que el Gobierno chino se pase los derechos humanos por ahí mismo?… ¿cuáles son las diferencias entre Cuba y China?, ¿por qué Washington mantiene un embargo asfixiante al pueblo cubano y en cambio con China las relaciones económicas entre ambas partes son fluidas, con misiones comerciales constantes? E insisto, ¿por qué EE UU y la UE no denunciaron hace siete años todo este asunto?, hace siete años la represión de Pekín al Tibet era incluso mayor que ahora.

China que se ha aprovechado de la globalización para hacerse grande entre los grandes, recibe ahora una bofetada globalizada en forma de antorcha cargada de denuncias, justas la mayor parte, hipócritas otras tantas. Ójala sirva todo este movimiento para que mejoren los derechos humanos en China pero, por Dios que nadie hable de boicot deportivo porque las delegaciones olímpicas, los atletas no merecen que la política, una vez más, pueda amenazar su trabajo y su sacrificio de varios años en pos de competir en la cita deportiva más importante de sus carreras deportivas.

BEIJING 2008 S.A. (Claudio Martínez Mockel)